GUÍA
Cómo elegir con seguridad un fabricante
de productos sanitarios y ortopédicos

Estos son 7 aspectos clave a tener en cuenta para no cometer errores eligiendo una empresa fabricante de productos sanitarios y ortopédicos


La ortopedia es una industria en rápida expansión, y va a seguir por este camino. Con los avances tecnológicos y la influencia de la tecnología en la industria, ésta está avanzando a un ritmo más rápido que el alcanzado en los últimos 10 años. Eso significa que habrá nuevos productos y tecnologías ortopédicas que surgirán una y otra vez.

La distribución de productos ortopédicos y sanitarios es un campo lucrativo, pero también muy técnico, en el que la selección del producto puede desempeñar un papel importante en el éxito de una nueva operación. A la hora de seleccionar el fabricante adecuado, hay que tener en cuenta varios factores.

1. Saber exactamente qué necesito

Conocer los productos ortopédicos y sanitarios más demandados es muy importante para una empresa, porque le permite saber qué tipo de producto ofrecer, cuál fabricar y de cuál mantener un stock.

Es útil partir de un producto que se haya convertido en el estándar del sector. De este modo es más fácil asegurarse de que el dinero que gaste estará bien invertido.

Entender muy bien a sus potenciales clientes es vital ya que si no se sabe lo que quieren los usuarios, es complicado saber cómo satisfacer sus necesidades. Así que, para saber qué quieren los usuarios, lo primero es estudiar el mercado. Ver lo que el mercado quiere, lo que el mercado ofrece y lo que el mercado está dispuesto a pagar.

2. ¿Quién es el fabricante final y qué garantías ofrece?

Quien me los vaya a fabricar debe ofrecerme confianza, seriedad y cumplir con una experiencia suficiente que garantice mi compra..

La realidad actual dista mucho de ser perfecta, la alta demanda de productos ortopédicos favorece la aparición de fabricantes deshonestos que, para asegurarse una venta, se preocupan sólo de la apariencia del producto, y no de su calidad.

Hay muchas empresas que prosperan en esta industria porque siguen mejorando la tecnología y la innovación ayudando así a crear productos ortopédicos mejores y más eficaces.

Los buenos fabricantes de productos ortopédicos ofrecen productos y servicios fiables y de calidad que garantizan el bienestar físico del usuario. Se aseguran de que sus productos se diseñen y construyan de acuerdo con la última tecnología y de que se fabriquen en un entorno ergonómico que proteja la salud tanto de los trabajadores como de los usuarios.

Las propiedades físicas y químicas y las características farmacéuticas de las materias primas utilizadas en la fabricación de productos ortopédicos y sanitarios deben evaluarse y comprobar si son adecuadas para el uso previsto del producto final.

El proveedor de productos ortopédicos debe garantizar el cumplimiento de la normativa sanitaria, la conformidad del producto y facilitar las comunicaciones en caso de retirada de productos. Además, es responsabilidad del fabricante de productos ortopédicos y sanitarios realizar todas las pruebas necesarias para asegurar que el producto cumple con las normativas de seguridad.

La garantía de calidad en la fabricación de los productos ortopédicos es el compromiso de la empresa con la salud de las personas, con el cumplimiento de los más altos estándares de calidad y con la mejora continua de sus productos, servicios y procesos

El fabricante de productos ortopédicos debe poder garantizar que los productos ortopédicos se fabrican en un entorno limpio, que no contenga ningún elemento que pueda provocar algún tipo de enfermedad.

También los fabricantes de productos ortopédicos deben garantizar que sus productos no están en mal estado físico y son seguros de usar.

Otra cosa a tener en cuenta es detectar quién es el fabricante final. Hay muchas empresas proveedoras que no son directamente el fabricante. Poder contactar con el fabricante final siempre permitirá asegurar mejores costes, mayor margen de beneficio para su empresa y la seguridad de no tener que lidiar con intermediarios, y mayores plazos y tiempos de producción.

En resumen, los fabricantes de productos ortopédicos deben cumplir tres garantías: primero, ofrecer productos sanitarios que sean seguros y eficaces. En segundo lugar, ser capaces de cumplir la normativa sanitaria y de seguridad de los países en los que se venden. Por último, comunicar claramente esta información al consumidor.

3. ¿Me ofrece la posibilidad de diseños a medida?

Cuando compra un par de zapatos, espera que le queden bien, ¿verdad? Cuando compra un producto ortopédico, puede imaginar lo frustrante que es recibirlo para descubrir que no se adapta a sus necesidades o a las de su cliente.

Para encontrar productos ortopédicos que se adapten a cada paciente en particular, es importante que el fabricante de estos productos pueda adaptarlos. Que el fabricante pueda producir aquel producto solicitado incluso si tiene que hacerse a medida y desde un nuevo proceso de patronaje.

Esta flexibilidad de adaptación a las necesidades del cliente, marca la diferencia entre una buena empresa proveedora de productos ortopédicos y sanitarios y las que no están probablemente a la altura de lo que demanda el mercado.

4. ¿Cumple con la certificación y la legislación vigente?

Que se cumplan todos los requisitos exigidos por la normativa vigente, a través de los certificados necesarios es lógicamente imprescindible.

Estos son los requisitos generales exigibles a los fabricantes de productos sanitarios a medida:

1. Disponibilidad de una estructura organizativa capaz de garantizar la calidad de los productos y la ejecución de los procedimientos y controles procedentes.

2. Disponibilidad de instalaciones, procedimientos, equipamiento y personal adecuados según las actividades y los productos de que se trate.

3. Disponibilidad de un responsable técnico, cuya titulación acredite una cualificación adecuada en función de los productos que tenga a su cargo, que ejercerá la supervisión directa de la actividad realizada por la empresa

Fuente: https://www.boe.es/eli/es/rd/2002/05/10/437

La legislación de los productos sanitarios ha sido modificada en los últimos años debido a las nuevas directivas que regulan estos productos en el ámbito de la Unión Europea. Tales directivas han sido incorporadas al derecho español mediante las correspondientes disposiciones de transposición, Reales Decretos, que establecen, además, las condiciones para realizar determinadas actividades de índole estrictamente nacional: fabricación, distribución, venta, adaptación de productos sanitarios y publicidad

Fuente: https://www.mscbs.gob.es/profesionales/farmacia/legislacion/prodSanitarios/cir_21_97.htm

A parte de estos requisitos hay que tener en cuenta la posibilidad de que el fabricante cuente con certificaciones ISO en relación a la calidad de fabricación.

Aquí tiene algunos enlaces con los que ampliar información:

https://www.aenor.com/certificacion/quimico-farmaceutico-y-cosmetico/productos-sanitarios

UNE es el único Organismo de Normalización en España, designado por el Ministerio de Economía:

Base de datos de ISO en la web oficial de la UNE.org. (se puede hacer búsquedas por tipo de ISO)

Otras fuentes a consultar:

Real Decreto 1591/2009, de 16 de octubre, por el que se regulan los productos sanitarios

Real Decreto 437/2002, de 10 de mayo, por el que se establecen los criterios para la concesión de licencias de funcionamiento a los fabricantes de productos sanitarios a medida

Información sobre el marcado CE de la Unión Europea

Base de datos de Ceapat- Imserso sobre normativa Española y Europea

5. ¿Va acorde la calidad del producto al fin sanitario al que va dirigido?

La calidad del producto debe ser máxima dado su objetivo sanitario final. Calidad tanto en acabados como en materias primas. Hacemos de nuevo en este punto, referencia a la información suministrada en anteriormente.

Asegurar siempre que la calidad que se promete y posteriormente se recibe, va acorde a lo establecido por ley y por contrato.

Recibir algunas muestras puede facilitar la decisión de si es o no la calidad que usted está buscando. Puede solicitárselas al fabricante. Normalmente no suele ser un problema, pero dependerá de la política de cada fabricante.

No está de más si es viable, hacer una visita presencial a la empresa suministradora de los productos sanitarios y ortopédicos, para comprobar en primera persona, la calidad de sus productos.

6. ¿Puede proporcionarme una referencia de clientes con los que trabaja?

Que la empresa fabricante pueda ofrecerte un listado de clientes con los que trabaja en la actualidad es útil para asegurarte de que es un fabricante de primer nivel.

Normalmente las empresas suministradoras de productos sanitarios y ortopédicos suelen facilitar el nombre de algunos clientes a los que proveen sus productos habitualmente, listados en su página web.

Si no fuera el caso, siempre se les puede solicitar referencias e incluso puede ser buena idea, contactar a estos clientes directamente para poder pedirles opinión sobre el proveedor en cuestión.

No todas las empresas estarán dispuestas a hacerlo, muchas veces no porque no quieran, si no porque infringirían posibles cláusulas de confidencialidad, que tienen concertadas con sus clientes.

Es buena idea pedir referencias pero no es algo que siempre va poder conseguir.

7. ¿Son responsables con la entrega y los plazos?

Que la entrega final de la compra del producto cumpla los plazos establecidos previamente es un básico en cualquier contratación, pero de ahí a que el fabricante sea estricto en su cumplimiento hay ,en algunas ocasiones, un mundo. Siempre hay variables que pueden complicar los plazos, unas veces es culpa del propio cliente y otras la culpa viene de parte del proveedor.

La manera de asegurar los plazos suele ser poniendo por escrito las cláusulas de cumplimiento y responsabilidad por ambas partes, a la hora de redactar los contratos. Esto junto con las referencias de otros clientes satisfechos, como comentábamos en el punto anterior puede marcar la diferencia, a la hora de no llevarse sorpresas desagradables de última hora.

Resumiendo:

  • Entender y tener claro que tipo de productos quiere comercializar, para poder encontrar el proveedor mas adecuado a sus necesidades
  • Ojo con los intermediarios, ir siempre que sea posible a por el fabricante final. Esto le ahorrará costes y tiempos de producción.
  • Tenga muy en cuenta las certificaciones y que los productos cumplen con las garantías necesarias y protegidas por ley.
  • Las opciones de personalización y adaptación a sus necesidades, es un punto a favor de la empresa que lo haga posible.
  • Tener referencias de clientes con los que trabaja la empresa siempre que sea posible.
  • Que todo detalle necesario, quede reflejado en el contrato, Cumplir los tiempos de entrega es un básico, pero no siempre se cumple. Encontrar una empresa que sea responsable en este aspecto es clave.

Descubra por qué muchos clientes eligen Sumisalud como su proveedor de productos sanitarios y ortopédicos de confianza desde hace años

Los mejores hospitales y distribuidores del sector han confiado en nosotros.

operaria en las fábricas de BioreVic Sumisalud

BioreVic nos ha permitido crear a medida un producto único en el mercado.

» BioreVic ha supuesto para nosotros un salto de calidad. Sabíamos lo que iba a funcionar. Ellos lo hicieron realidad».
Antonio Pérez Corvera
BioPharmed Ibérica

Es un placer tener proveedores nacionales como BioreVic

» Nos aportan una serie de productos Marca España de calidad, a muy buen precio y siempre bajo nuestras directrices y normativa».
Dioni Nespral
Ortones

Con BioreVic siempre apetece embarcarse en nuevas aventuras empresariales.

«Sabemos que van a estar ahí, van a responder así como servir en tiempo y forma. Altamente recomendables».
Juan Carlos Calle
Mafarhos

Los productos de BioreVic están entre los bestseller de nuestro catálogo.

«Si vemos nuevas tendencias en el mercado, ellos saben cómo atender estas nuevas necesidades son garantía de éxito para nosotros».
Jaime González
Ortoprime

Algunos clientes que han confiado en BioreVic Sumisalud.